ASIET

Las telecomunicaciones son un aliado estratégico para el desarrollo de América Latina

Publicado el 13-03-2019

 

  • La Asociación interamericana de Empresas de Telecomunicaciones (ASIET) publicó un documento donde expone propuestas clave para que América Latina alcance sus objetivos de digitalización, “es necesario que los países actualicen sus agendas regulatorias con medidas centradas en ayudar a extender la conectividad y promover el uso productivo de las TIC”. 
  • La hoja de ruta de ASIET permitiría acelerar el avance hacia el acceso universal y el desarrollo de infraestructuras de primer nivel. “La transformación digital es la oportunidad de progreso para América Latina”. El documento completo está disponible aquí. 

Montevideo, 13 de marzo de 2019. “No hay desafío de política económica más importante que el aumento de la productividad como motor del crecimiento”. Con esta contundente afirmación, el documento de ASIET plantea que los factores que permitieron el alto crecimiento en años anteriores se han debilitado, “la demanda internacional de nuestros productos ya no crece a la misma velocidad, los niveles de inversión se han estabilizado y se ralentiza la incorporación de personas al mercado de trabajo” por ello, “la revolución económica que necesita América Latina sólo será posible con la incorporación intensiva de las TIC en todos los sectores productivos”. Si no somos capaces de corregir el atraso respecto al aumento de la productividad, “el crecimiento regional no será compatible con los anhelos de progreso económico y social que los ciudadanos demandan”, afirma el informe. 

Para ASIET, la plena inserción de los latinoamericanos en la sociedad de la información es una condición fundamental para avanzar hacia la igualdad de oportunidades, fortalecer la democracia, el acceso universal a los servicios básicos, la cohesión social, y enfrentar los desafíos medioambientales; y entiende que “para alcanzar los objetivos de digitalización que posibiliten los anhelos de progreso económico y social que los ciudadanos demandan, es necesario que los países actualicen sus agendas regulatorias con medidas centradas en ayudar a extender la conectividad y promover el uso productivo de las TIC”. 

El documento propone que “digitalizar los procesos productivos, favorecer el emprendimiento y la innovación, incrementar la eficiencia y transparencia de los gobiernos, y lograr el acceso equitativo a la sociedad del conocimiento deben ser prioridades políticas fundamentales”; y repasa la historia de éxito de las telecomunicaciones en la regiónHoy los servicios de voz están disponibles para más del 95% de la población y la cobertura de Internet de banda ancha alcanza al 81% de los latinoamericanos, el 56% usa Internet (22 puntos porcentuales más que en 2010) y el 45% de los hogares tiene algún servicio de banda ancha, y de cada 5 cuenta con fibra óptica. Además, los precios en términos reales han bajado considerablemente, más de un 30% en los últimos 3 años. 

Pese a los avances, ASIET señala que aún existen importantes desafíos, “cerrar las brechas digitales que existen entre los países, al interior de los países, entre la población urbana y la rural, entre hombres y mujeres, entre los jóvenes y nuestros mayores”, y desarrollar “una infraestructura de conectividad capaz de sostener las necesidades actuales y futuras de la transformación económica que estamos viviendo”, pues “para 2021 el tráfico sobre las redes móviles será 111 veces el tráfico total generado en 2011”.  

La Asociación entiende que es necesaria “una nueva generación de políticas públicas para favorecer las inversiones en la era de la convergencia”, y esto hace ineludible “repensar los principios que sustentan los esquemas normativos vigentes”. Así, el documento propone centrarse en cuatro objetivos fundamentales: Una infraestructura de telecomunicaciones de primer nivel; Una economía digital pujante; La plena inclusión digital de la población; y la protección de los derechos los ciudadanos en entorno digital. Para lo que plantea: 

  1. Incentivar el despliegue en infraestructura, a través de una regulación adecuada que dé certidumbre y seguridad jurídica para favorecer inversiones. 
  2. Usar de forma más eficiente del espectro radioeléctrico para ofrecer los mejores servicios.
  3. Garantizar la competencia en el entorno convergente mediante una regulación adecuada para los servicios de comunicación electrónica y audiovisuales.
  4. Proteger a los consumidores por medio de las garantías suficientes a los ciudadanos en lo referente a su privacidad y protección de datos personales.
  5. Actualizar el marco institucional y fiscal para favorecer la penetración de los servicios, incentivar la innovación y proteger a los consumidores. 

La hoja de ruta de ASIET permitiría acelerar el avance hacia el acceso universal y el desarrollo de infraestructuras de primer nivel. El documento expone que “avanzar hacia la cuarta revolución industrial es transformar nuestra estructura productiva, incorporar los beneficios de la Inteligencia Artificial, el Blockchain, el Big Data, el IoT o la automatización de procesos en cada uno de los ámbitos de la economía”. Según Pablo Bello, CEO de ASIET, “la transformación digital de América Latina exige de liderazgo político y empresarial del más alto nivel. Tenemos por delante el desafío de la digitalización y de aprovechar esta ventana de oportunidad para avanzar hacia el desarrollo”. 

Compartir