Colaboración Público-Privada para el logro de Objetivos de Desarrollo Sostenible a través de las TIC.

Lorenzo Sastre. Asesor Experto en Regulación y UIT

“TRANSFORMANDO NUESTRO MUNDO: LA AGENDA 2030 PARA EL DESARROLLO SOSTENIBLE”.

La Agenda 2030 de las Naciones Unidas es un plan de acción en favor de las personas, el planeta y la prosperidad. También tiene por objeto fortalecer la paz universal dentro de un concepto más amplio de la libertad.

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)¹ establecidos en la Agenda 2030 de las Naciones Unidas suponen un llamado para alcanzar una serie de avances significativos para el año 2030. Las Tecnologías de la información y Comunicación (TIC)  juegan un papel esencial en la consecución de todos los ODS, no obstante el acceso y el despliegue de las TIC  sólo son considerados como objetivos específicos en cuatro de los ODS (4, 5, 9 y 17), de entre estos el Sector Privado juega un rol destacado en los ODS 9 y 17, sin menoscabo de su participación en los otros dos.

Los ODS se enfocan a abordar las causas fundamentales de los problemas y no sólo los síntomas y a diferencia de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), que fueron elaborados por un grupo de expertos a puerta cerrada, los Objetivos de Desarrollo Sostenible son el resultado de un proceso de negociación multipartita que involucró a los 193 Estados Miembros de la ONU y también la participación sin precedentes de la Sociedad Civil y otras partes interesadas.

La digitalización podría ser el elemento diferencial que hiciese posible la consecución de los ODS. El despliegue de infraestructura y servicios de Banda Ancha son la piedra angular de los esfuerzos globales de transformación digital.

Los costes de hacer disponible la conectividad de alta velocidad en todo el planeta son altos. En la actualidad, sólo el 40% de la población mundial está conectada a Internet, y la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) ha estimado que la factura de extender la conectividad al 60% ascendería a 450 mil millones de dólares, alrededor de 300 $ USA por cada uno de los 1.500 millones de personas que se conectaran.

A pesar de los conocidos efectos positivos de la adopción de Banda Ancha sobre personas y economía de los territorios, no es de esperar que muchas de las empresas o personas actualmente desconectadas puedan hacer frente al gasto que ello significa.

Esta situación hace imprescindible la búsqueda de nuevos modelos de negocio que  junto con la colaboración público privada hagan posible conectar a los excluidos digitalmente, ya estén en el mundo desarrollado o en desarrollo.

SITUACIÓN ACTUAL EN LATINOAMÉRICA.

Según la UIT, en el caso de Latinoamérica el porcentaje de usuarios con acceso a Internet desde cualquier dispositivo en 2016 era del 52,47 %, con grandes asimetrías entre países. Ello plantea un reto y a la vez un objetivo inmediato de conectar a esa mitad restante.

La adopción de Banda Ancha Fija (BAF) y especialmente la móvil (BAM) ha avanzado significativamente en Latinoamérica en la última década, sin embargo, a pesar de este incremento en la penetración de ambas tecnologías, aún hay sectores de la población que no pueden acceder por razones económicas

Hay varios factores que determinan la adopción de Banda Ancha en Latinoamérica y el Internet en general, sin duda el factor económico es relevante, pero no hay que olvidar la necesidad de educar a los potenciales usuarios actualmente excluidos en la formación y uso de nuevas tecnologías de manera que lo vean como algo valioso para su propio desarrollo.

RECOMENDACIONES PARA ESTABLECER UNA COLABORACIÓN PÚBLICO-PRIVADA INNOVATIVA PARA EL LOGRO DE LOS ODS A TRAVÉS DE LAS TIC (ICT④SDGs).

Para un mejor uso de las TIC en el logro de los ODS, especialmente los objetivos 9 y 17, cabe considerar las siguientes recomendaciones encaminadas a implementar un entorno facilitador para las TIC:

  • En el corto plazo, la inversión del Sector Privado en el despliegue de infraestructura de acceso, la conectividad y la innovación tendrá que aumentar más rápidamente. Es importante garantizar políticas públicas que promuevan, en lugar de desalentar, la inversión en tecnologías de banda ancha de próxima generación que posibiliten nuevos servicios y aplicaciones de banda ancha de calidad.
  • Los Gobiernos deberían adoptar políticas encaminadas a construir un ambiente de confianza asegurando que los usuarios dispongan de los equipos apropiados y un adecuado control del uso de sus datos personales.
  • Los Gobiernos deberían garantizar que todos los ciudadanos y empresas puedan hacer realidad todo el potencial que ofrece Internet como plataforma para la innovación y el crecimiento económico, mediante la implementación de políticas que faciliten la adopción de nuevas tecnologías y el movimiento global de los datos que las soportan.
  • En la elaboración de las políticas TIC, los Gobiernos deben tener en cuenta que a finales de 2016, 3,9 billones de personas, 53% de la población mundial, todavía no estaban usando el Internet. Para asegurar el máximo potencial de la inversión en infraestructuras de Banda Ancha, se necesita incentivar también las tecnologías de acceso, los dispositivos inalámbricos y otros aspectos relacionados con el ecosistema TIC.
  • La disponibilidad de espectro, bien para uso compartido y/o exclusivo, bien con licencia y/o sin licencia, juega un papel fundamental en alentar la accesibilidad a  Internet y por lo tanto sus perspectivas de desarrollo.
  • Las asociaciones Público-Privadas son importantes para aprovechar las inversiones y los estándares de la industria. Suponen una ayuda para utilizar tanto los recursos públicos como privados lo que facilita la investigación, el liderazgo y la gobernanza para avanzar en el uso de las TIC para el Desarrollo Sostenible.

CASOS DE COLABORACIÓN PÚBLICO PRIVADA PARA EL LOGRO DE  LOS ODS EN LA REGIÓN

A modo de ejemplo, se muestran unos casos de colaboración público privada a afectan a la región Latinoamericana:

  • “Nos Importa Perú”.

Con la firma de la Carta de Conectividad Humanitaria de la GSMA, la industria móvil nacional lanzó la campaña “Nos Importa Perú” para apoyar los ODS de Naciones Unidas. Las operadoras Bitel, Claro, Entel y Telefónica Movistar trabajarán juntas para impulsar una campaña de concienciación coordinada utilizando redes sociales, medios digitales y sitios web, que contribuya a crear una cultura de prevención en zonas vulnerables y refuerce las buenas prácticas durante una emergencia. La campaña “Nos Importa” llega así a 13 países de América Latina y la Carta de Conectividad Humanitaria ya cuenta con más de 115 operadores móviles firmantes cubriendo más de 77 países.

  • Pro-Futuro

Pro-Futuro es una iniciativa de la Fundación Telefónica y la Fundación “la Caixa” que aspira a mejorar la educación de más de 10 millones de niños en 5 años en África, América Latina y Asia con el objetivo de reducir la desigualdad en el mundo. La iniciativa pondrá todos los medios a su alcance para reducir la brecha educativa en el mundo e impulsar la educación digital de niños en países emergentes. Este proyecto tiene vocación de acoger y promover la participación de otras empresas e instituciones. Actualmente tiene proyectos en marcha en África y América Latina, y se extenderá por Asia.

¹ http://www.itu.int/es/sustainable-world/Pages/default.aspx

*Columna publicada originalmente en TyN Magazine

La versión completa de la columna está disponible aquí:

Colaboración público-privada para el logro de los objetivos de desarrollo sostenible (ODS)
436.27 KB
Compartir