Publicado el 24-06-2022

ASIET propone una agenda digital para el desarrollo de Chile para expandir la conectividad y fortalecer la recuperación económica

La Asociación Interamericana de Telecomunicaciones (ASIET) publicó un documento de diagnóstico y propuesta que plantea continuar el desarrollo de un ecosistema digital pujante como clave para el devenir económico y social de Chile durante los próximos años

El documento completo de ASIET «Una agenda digital para el desarrollo de Chile» está disponible para descarga aquí.

La transformación digital es una oportunidad para avanzar en la igualdad de oportunidades y mejorar la cohesión social, lograr el acceso universal a servicios básicos, fortalecer la participación democrática, ampliar el crecimiento económico y enfrentar los desafíos medioambientales. En la región y el mundo se ha puesto de manifiesto más que nunca la importancia de los servicios de telecomunicaciones y audiovisuales para el mantenimiento de la actividad económica, el relacionamiento social y la educación.

En la actualidad, las dificultades económicas derivada de la pandemia y el contexto internacional han debilitado las bases económicas de hogares y empresas, interrumpiendo el crecimiento sostenido del Chile desde hace más de dos décadas. Organismos como CEPAL y OCDE señalan que en América Latina la digitalización será clave para el crecimiento económico.

Sin dudas, Chile es un líder regional en telecomunicaciones y el sector digital, pionero en la licitación de 5G y el despliegue de conectividad en zonas alejadas. La historia de las telecomunicaciones en Chile es una historia de éxito. Sin embargo, aún existen retos relevantes para lograr que todos los chilenos accedan a más y mejores servicios, y cerrar de las brechas digitales. Para ello es fundamental incentivar el despliegue de redes alámbricas e inalámbricas, fibra óptica, más antenas y radiobases; y facilitar la provisión de servicios de acceso a Internet vía satélite. Generar buenas condiciones para la inversión en supondría más avances en conectividad, cobertura y capacidad y podría acelerar la recuperación económica.

Un marco de predictibilidad y seguridad jurídica, en el contexto de las transformaciones que atraviesa Chile, ayudará a apalancar el crecimiento del sector en un entorno que fomente la innovación y la competencia sostenible, equilibrada y homogénea dentro de todo el ecosistema digital.

Para tal fin, ASIET propone:

  1. Uso eficiente del espectro radioeléctrico y promoción del despliegue de infraestructura: el modelo de Chile de asignación de espectro sobre la base de compromisos de inversión y despliegue no sólo ha permitido un gran desarrollo, si no que hoy día es puesto como ejemplo en la región. Resultan preocupantes los cambios introducidos en las últimas licitaciones de espectro, en que se ha virado a objetivos enfocados en la recaudación de corto plazo. Además, será necesario un contexto adecuado para las próximas renovaciones de espectro.
  2. Políticas para el cierre de la brecha digital y la expansión de las habilidades digitales: la actuación del Fondo de Desarrollo de las Telecomunicaciones debe enfocarse en mejorar el acceso a Internet en aquellas localidades en las que las inversiones no son redituables. A su vez, respecto de la Brecha de Acceso allá donde hay cobertura, es primordial desarrollar un adecuado programa chileno de subsidio a la demanda de las familias de menores ingresos. Al mismo tiempo resulta fundamental el desarrollo de habilidades digitales en el ámbito educativo y laboral.
  1. Promoción del sector audiovisual y de las oportunidades de la Economía Creativa: La OCDE recomienda la reducción de las asimetrías regulatorias entre los diferentes distribuidores de contenidos como forma de fomentar la reducción de precios y mejorar la competitividad entre los proveedores de servicios de TV por suscripción y los oferentes en plataformas sobre internet. También la UIT recomienda buscar la innovación en la promoción de la competencia, con la reducción de cargas reglamentarias sobre servicios de TV paga de forma de ampliar los incentivos para mejorar su calidad, cobertura y asequibilidad, ya que afrontan grandes costos vinculados a las obligaciones de despliegue de red, según su tecnología, entre otras obligaciones como las cargas relativas al must carry. Al mismo tiempo, este mercado se enfrenta también a la competencia desleal e ilegal de la piratería de contenidos online y offline. Por ello, resulta fundamental que se aplique adecuadamente la reforma a la Ley General de Telecomunicaciones que sanciona la decodificación de señales de servicios limitados de televisión, y se continúen profundizando los esfuerzos coordinados en combatir el consumo de contenido ilícito.

Una agenda digital para el desarrollo de Chile